CongresoDestacadas

Aprueban la Ley Olimpia

Penaliza la difusión de 'packs'

La cámara de diputados federal aprobó por unanimidad la llamada Ley Olimpia, misma que busca frenar y castigar la violencia digital hacia las mujeres, penalizando el acoso en redes sociales y la difusión de los llamados “packs”, es decir, las imágenes, videos o audios con contenido sexual, sin consentimiento de las víctimas.

Se detalló que este ordenamiento contiene tres aspectos fundamentales: difusión del contenido sexual o íntimo sin consentimiento, ciberacoso y garantizar una vida libre de violencia digital.

La ley Olimpia se trata de una reforma al código penal para tipificar y sancionar la difusión de contenido íntimo sin consentimiento, que afecta la vida privada de las personas, su intimidad, dignidad y libre desarrollo de su personalidad; no se castiga el sexting  (intercambiar material intimo con otra persona), ya que se considera un derecho sexual, pero castigará la difusión de este contenido íntimo sin consentimiento.

Asimismo, la reforma busca que sean agravantes que el contenido sea difundido por el cónyuge o por una persona con la que esté o haya estado unida a la víctima por alguna relación de afectividad, aún sin convivencia.

Dicho ordenamiento obliga a la autoridad competente a bajar o bloquear de los espacios publicados  los contenidos difundidos sin consentimiento de las personas denunciantes como medida de precaución e inhibición de la conducta conocida como violencia digital.

Según las cifras del Informe de Violencia en Línea contra las Mujeres, que realizó la Alianza Luchadoras, el 87.2 por ciento de las víctimas de los casos de esta violencia son mujeres, además de que siete de cada 10 videos sexuales se difunden sin consentimiento.

La violencia digital causa afectaciones a las víctimas, como  aislamiento, rechazo en el contexto social, miedo, desadaptación social, síndrome de persecución, traumas, desesperación crítica que puede inducir a una persona a la depresión, la baja autoestima, a desequilibrios físicos y emocionales y, en algunos casos, empujarla al suicidio.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba